Un estudio asegura que Cristina Kirchner y Mauricio Macri “generan sentimientos de amor y rechazo”

El estudio fue realizado por la Facultad de Psicología de la Universidad de Buenos Aires a través de las redes sociales en los grandes conglomerados del país.

El Observatorio de la Psicología Social Aplicada (OPSA) de la Facultad de Psicología de la Universidad de Buenos Aires realizó un estudio en los principales conglomerados del país que determinó que Cristina Kirchner y Mauricio Macri “generan sentimientos de profundo e intenso amor y rechazo”.

Este estudio se realizó a través de las redes sociales sobre más de 3 mil casos y fue titulado: “Polarización afectiva: sentimientos hacia los políticos y la grieta emocional”.

En cuanto a los sentimientos hacia Cristina Kirchner, en los votantes del Frente de Todos “predominan fuertemente sentimientos positivos de amor, admiración, agradecimiento, respeto y cariño”, mientras que en los votantes de Juntos por el Cambio “los sentimientos predominantes son negativos: asco, odio, desprecio, rechazo, repudio, repulsión y repugnancia”.

A la inversa funciona para la figura de Mauricio Macri, dejando aún más en evidencia la “grieta argentina”.

“Parecería que Macri genera menos pasiones que Cristina. El vínculo que la gente ha construido sobre su figura combina evaluaciones cognitivas con emocionales y presenta tantas positivas como negativas: decepción-esperanza; respeto-desilusión; admiración-lástima”, explica el estudio.

Y agrega: “Los resultados de este estudio muestran con meridiana claridad que la grieta argentina es “profundamente emocional”, Cristina y Mauricio generan sentimientos de profundo e intenso amor y rechazo”.

Para cerrar, el estudio expresa: “La gran tragedia sobre la que alertamos la constituye una evidencia central: la polarización pudo haber comenzado desde arriba (por las élites políticas) pero esta claro que se ha instalado y cristalizado abajo, en lo profundo de nuestra sociedad”.

Qué es la polarización afectiva

“Consideramos que la polarización es primariamente emocional y genera un marcado sesgo en la construcción de los sistemas de creencias. La polarización emocional no se refiere a las divergencias con las propuestas políticas y los sistemas ideológicos que tienen los ciudadanos, sino a la animadversión que sienten hacia quienes no son parte de su colectivo, ya sea ideológico o partidista”, indican.

“La polarización emocional se define como la distancia emocional entre el afecto/amor que despiertan quienes expresan nuestras mismas ideas políticas en contraposición con el rechazo profundo y visceral hacia quienes tienen actitudes y opiniones diferentes. Es decir, la polarización emocional representa una enorme grieta caracterizada por la presencia de sentimientos de profundo rechazo hacia los simpatizantes de ideologías, partidos o personas que no son ‘el nuestro’”, cierra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s